Image-empty-state_edited.jpg

Reseña Libro

Habilidad con los caballos de Roy Sigüenza

María Auxiliadora Balladares

Número revista:

3

La noticia más importante para el mundo de los libros en el Ecuador en lo que va del año llegó de la mano de Severo Editorial y la USFQ Press. Se trata de Habilidad con los caballos. Poesía reunida 1990-2020 de Roy Sigüenza. Varias son las novedades que trae consigo esta publicación: el poemario Memorial de la boca, una postal conmemorativa y el facsímil de Tropecería del ambulante. El diseño del libro y de los objetos que lo acompañan –que son de colección– es trabajo de Adrián Balseca, la edición general de Fausto Rivera y la producción editorial de Andrea Naranjo. Para quienes somos lectores de la obra de Roy, contar con un nuevo poemario es el atractivo mayor de todos los que nos encontramos al abrir el libro.


Memorial de la boca consta de nueve poemas compuestos en los dos últimos años y es un trabajo de la madurez de nuestro escritor: cada poema es perfecto en la composición de sus imágenes y en términos del profundo saber sobre lo humano y sobre la vida que se desprende de ellos. Explora los temas, motivos y tonos de sus libros anteriores –el amor, el erotismo, los cuerpos, ciertos detalles de paisajes rurales y urbanos, el humor, el laconismo–. Del cuerpo troceado por la mirada del poeta, la palabra se concentra en la boca; se refiere a ella desde la incertidumbre (toda potencia es incierta) que la constituye y constituye sus movimientos y su deseo: “Cuando besa, la boca no sabe qué quiere decir” (224). Con este libro, Roy concreta su filiación o su genealogía, de ahí que en “Trampa esquimal”, el poema dedicado a David Ledesma Vázquez, mencione: “Nada lo ocupó nunca que no sea / /la desesperación”. Eso es la palabra poética: el oráculo de los desesperados.

Fotografía: Roberth Andrés Mendoza A.
@robandres8